23/08/2019

Catalunya se paraliza de madrugada por fuertes tormentas

A lo largo de la noche, Protecció Civil ha recibido 255 llamadas, la mayoría de ellas por inundacionesVuelve la inestabilidad: bajan las temperaturas y se espera viento, lluvia y tormentas

Barcelona plou retallat exportat

Los truenos han despertado a buena parte de Catalunya este lunes. El Garraf es una de las comarcas más afectadas, así como el Baix Penedés, donde han caído 55 litros en tan solo media hora. Tampoco se han librado del aguacero Cunit y Sitges, con 57 y 41 litros respectivamente. En esta última ciudad también ha granizado.

En el área de Barcelona y en el Baix Llobregat ha empezado a llover de forma muy intensa sobre las cuatro de la mañana. Un fuerte temblor ha causado el estupor de muchos vecinos, que no han dudado en subir impactantes vídeos en las redes sociales. El aeropuerto del Prat también se ha visto afectado con fuertes goteras.

A lo largo de la noche, Protecció Civil ha recibido nada menos que 255 llamadas, la mayoría de ellas por inundaciones, sobresaturación del alcantarillado e incidencias viarias. Por su parte, los Bombers de la Generalitat han atendido 179 avisos por lluvia y el 112 ha recibido hasta las 07:00 horas un total de 364 llamadas. No se tiene constancia de ninguna persona herida.

En Vilanova i la Geltrú la circulación por la mayoría de las calles de la población es dificultosa y ha habido problemas de acceso a la estación de Renfe hasta las 6.00 horas de la mañana. La caída de árboles que han obligado a interrumpir la circulación de trenes entre Sant Vicenç de Calders y Vilanova, poniendo así en marcha el Plan Ferrocat. Las demoras pueden superar los 30 minutos en las líneas R13, R14, R15 y R16, que han sido desviados por Vilafranca, así como los trenes regionales y de Larga Distancia del Corredor Mediterráneo.

Los trenes circulan desde las 07:30 horas por una sola vía entre Sant Vicenç y Vilanova, lo que está causando demoras que pueden superar los 30 minutos en estas líneas y en la R2 Sur, según ha informado Renfe, que para minimizar la afectación ha establecido un servicio alternativo por carretera entre Sant Vicenç y Vilanova.

También se ha visto afectada la R3, cuya circulación está interrumpida desde las 08:10 horas de este lunes entre las estaciones de Manlleu y Torelló por una avería en el sistema eléctrico. El resto de servicios de la R3, línea que une Hospitalet de Llobregat y la Tor de Querol pasando por Vic, acumula demoras que superan los 45 minutos, segñun ha informado Renfe, que está gestionando un servicio alternativo por carretera.

La situación ha obligado a activar el plan Inuncat, por el momento en el Garraf y en el Penedés, ante el temor de que la situación vaya a más. Y es que la previsión anuncia más lluvias de intensidad moderada o localmente fuerte e, incluso, podría llegar a granizar en algunos puntos.

Pese a que por la tarde pueda haber un pequeño descanso, el cielo se mantendrá tapado, lo que a la larga podría derivar en chubascos y en tormentas en el tercio norte, tanto a lo largo del Pirineo y Prepirineo como el las comarcas catalanas de interior. También se espera una notable bajada de temperaturas e intervalos de viento fuerte en l’Empordà.

Además, se ha activado la alerta el Plan de Autoprotección (PAU) en la C-32 en el tramo Sitges – Castelldefels, y se han cortado dos carriles en sentido Barcelona por las inundaciones. Por su parte, la Agencia Catalana del Agua (ACA) ha emitido dos avisos hidrológicos en el Baix Penedès y el Garraf para alertar del incremento del caudal de las rieras.

Información editada por La Vanguardia