11/08/2020

Algunas entidades financieras vuelven a exigir la “Fe de vida” para poder cobrar una pensión

Algunos bancos o cajas pueden conocer el estado de salud de sus clientes a partir de los movimientos bancarios, gracias a un sistema tecnológico de algoritmo.

Algunas entidades financieras vuelven a exigir la “Fe de vida” para poder cobrar una pensión

Algunas entidades financieras vuelven a exigir a las personas que cobran una pensión pública a través del banco, que demuestren fe de vida en la oficina.

Si no cumplen con ese requerimiento pueden encontrarse con la imposibilidad de cobrar la pensión

Se trata de una práctica que antes de las crisis sanitaria estaba bastante generalizada en el sistema financiero español, pero que durante la pandemia se eliminó para evitar que los pensionistas, como grupo de riesgo sanitario, que se ha visto particularmente afectado por el covid-19- tuvieran presencia física en las sucursales.

Tras superar el estado de alarma, algunas entidades vuelven ahora a la normalidad anterior. Entidades como el Banc Sabadell y otros, que habían anticipado el cobro de la pensión durante el confinamiento, “con la vuelta de los empleados a las oficinas han retomado las prácticas precovid”, señalan.

No todas las entidades han puesto en marcha los mismo procedimientos, algunos bancos o cajas pueden conocer el estado de salud de sus clientes a partir de los movimientos bancarios, gracias a un sistema de tecnológico de algoritmo.

Otros bancos prefieren aún  mantener a los clientes alejados de las oficinas por una cuestión de eficiencia.

Además de los bancos, la Seguridad Social también intenta conocer el estado de salud de sus pensionistas. El INSS controla el fallecimiento de los pensionistas fundamentalmente a través de un cruce automático entre la base de datos de pensiones y el fichero diario de fallecidos que recibe del Ministerio de Justicia. Este control da lugar a la baja automática (sin intervención de un funcionario) del 85% de las pensiones.