10/12/2022

Catalunya, Barcelona, L’Hospitalet y el Baix Llobregat están sufriendo episodios meteorológicos extremos: Como hay que afrontarlo

El Mar Mediterráneo se está tropicalizando

Esta semana hemos sufrido episodios meteorológicos extremos que han afectado diferentes poblaciones de Catalunya, y también Barcelona, L’Hospitalet y el Baix Llobregat. La muerte de una niña de 20 meses en la Bisbal d’Empordà, ha causado un gran impacto emocional, y dolor. Según los especialistas en meteorología estos episodios violentos que hemos vivido los últimos días serán cada vez más frecuentes.

Los episodios que se verán a partir de ahora de manera más habitual serán granizadas, vientos fuertes e incluso algún pequeño tifón o un pequeño huracán típicos más propios de un clima tropical. Y es que el clima mediterráneo se está tropicalizando. El problema es “que no estamos preparados para hacer frente a esta nueva situación: ni en las ciudades, ni en los pueblos, ni la ciudadanía en general”, según ha apuntado la directora del Servei Meteorològic de Catalunya, Sarai Sarroca, a Betevé.

Regalamos 2000 euros para gastar en La Farga


La población debe ser consciente de estos cambios de tiempo y como afrontarlos

Teniendo en cuenta que el clima mediterráneo se está tropicalizando, “hay que ser más didácticos con la población“.

Qué hay que hacer


Primero es importante que los ciudadanos miren de estar constantemente informados ante estos nuevos episodios cada vez más violentos. Desde el Meteocat recomiendan consultar con asiduidad los avisos que el mismo Servicio Meteorológico o incluso Protección Civil publican en sus webs o en las redes sociales. Los avisos más urgentes, a estas alturas, se pueden facilitar con un máximo de dos o tres horas de antelación.

Por ejemplo, con un aviso de vientos fuertes tenemos que prever no salir de casa y retirar los objetos de nuestras terrazas o balcones que puedan salir volando y provocar un accidente. Lo mismo pasa con un aviso por temperaturas frías repentinas: en este caso, tendríamos que evitar ir a zonas de montaña o bien prepararnos con ropa adecuada. Cada vez hay que ser más prudentes, y evitar salir en caso de avisos de fuertes tormentas.