08/08/2022

Metro y Bus no tendrá que limitar la temperatura por las medidas de ahorro energético

El transporte público queda exento de la regulación

Las medidas de ahorro energético del Gobierno español que limitan la temperatura no afectarán el transporte público. Fuentes del Ministerio para la Transición Ecológica han explicado a betevé que la nueva regulación solo se aplicará en edificios. Por lo tanto, ni metro, ni bus ni TRAM, así como tampoco taxis, trenes, aviones o barcos tendrán que cumplir con el tope de 27 grados del aire acondicionado y 19 de la calefacción.

Ahora bien, a las estaciones de transportes o los andenes sí que se tendrán que respetar los límites establecidos porque son edificios de concurrencia pública incluidos en la normativa.

Cómo se regula la temperatura en el metro y el Bus

Todos los vagones de metro tienen aire acondicionado que se regula de forma diferente dependiendo del modelo del tren. En la serie 4000 de la L1, la temperatura del metro se fija desde el control central y tiene tres posiciones: alta, mediana y baja, que corresponden a temperaturas de 25, 23 y 21 grados respectivamente. Otros trenes tienen una regulación más sofisticada que incluye medidas de la temperatura del aire de las estaciones y de los túneles.

En los autobuses de TMB, en cambio, la regulación de la temperatura del aire acondicionado se adapta en cada época del año y varía según los grados que hay en el exterior. En la mayoría de vehículos la temperatura se regula alrededor de los 22 grados. Ahora bien, los últimos vehículos que se han incorporado a la flota, híbridos y eléctricos, funcionan diferente y fijan que la diferencia entre la temperatura exterior y la interior no puede superar los ocho grados. En el bus, el aire acondicionado se pone en funcionamiento entre el 1 de junio y el 30 de septiembre, a pesar de que fuera de estas fechas el conductor también puede activarlo si lo considera o bien si los usuarios lo requieren. FUENTE: BETEVÉ