04/10/2022

5 lugares cerca de L’Hospitalet y Barcelona, perfectos para una escapada en este largo fin de semana

.

Rupit i Pruit es un municipio y núcleos urbanos situados en la serra de Cabrera, al norte del Collsacabra. A una hora de Barcelona, a unos 100 kilómetros podemos descubrir este lugar. Las calles de piedra y el centro histórico, de origen medieval son el principal atractivo de este pueblo, así como el puente colgante, ideal para visitar un fin de semana.

Rupit

En el Parque Natural del Sant Llorenç del Munt i l’Obac, entre Terrassa y Navarcles,  está el pueblo de Mura a solo 50 kilómetros de Barcelona. Un pueblo medieval de esos que impresionan despertando el interés del visitante que llega con la idea de desconectar de todo. Por la parte inferior discurre una riera, con agua cristalina. Si si sigues la carretera te encontraras con Talamanca, y su magnífico castillo.

Escuela de baile Sergi & Lourdes
Mura

Tavertet tiene 4 calles y pocas casas, solo viven en él 100 habitantes. Un pueblo en el que descansar, alejado de todo y cerca de Barcelona, está a 100 kilómetros. Destaca por tener unas vistas increíbles al Pantano de Sau y al río Ter.

En el Parque Natural del Cadí-Moixeró esta Bagà, uno de los pueblos pequeños más bonitos y cercanos a la capital que no puedes dejar de visitar. Una buena opción si quieres apostar por la tranquilidad más absoluta. Se encuentra en la vertiente sur del Cadí, su centro histórico-medieval, te transporta a épocas anteriores. Excelente cocina de Montaña.

Bagà

Cardona con su particular montaña de la sal está a solo 90 kilómetros de Barcelona. Destaca por un castillo que es la mayor fortificación medieval de Cataluña. Merece la pena perderse en ella. El casco antiguo está repleto de pequeños comercios y restaurantes. Magníficas vistas del Piríneo, y la comarca del Bages y el Solsonés.

Cardona