08/02/2023

Luz verde de la AMB al plan urbanístico de la Granvia: La gran apuesta que tiene que beneficiar a L’Hospitalet

ERC y En Comú Guanyem se han sumado en su voto positivo con el PSC

GRANVIA PORTADA
27/07/2022

El pleno del Consejo del Área Metropolitana de Barcelona (AMB) celebrado este lunes ha dado luz verde al informe técnico y jurídico relativo al Avance del Plan director urbanístico Biopol-Granvia de L’Hospitalet, que debe regular y ordenar la implantación de un nuevo polo de actividad económica vinculada a la investigación biomédica.

El sentido del voto de los grupos políticos que tienen representación en el Ayuntamiento de L’Hospitalet ha sido el siguiente: voto favorable de PSC, ERC y En Comú Guanyem, con el voto particular en contra del miembro del Grupo metropolitano de ERC Antoni Garcia ; y abstención de Cs y PP.

La participación del AMB en la tramitación del nuevo PDU Biopol-Granvia viene regulada por la ley de medidas fiscales y financieras (Ley 2/2021, de 29 de diciembre) que acompañaba a los presupuestos de la Generalitat der Catalunya, y que viene a dar seguridad jurídica a la cuestión competencial entre las distintas administraciones.

El plan director urbanístico, que supondrá la creación de una nueva centralidad metropolitana en torno al Hospital Universitario de Bellvitge, del Instituto Catalán de Oncología, del Instituto de Investigación Biomédica de Bellvitge y de la Universidad de Ciencias de la Salud de Barcelona, constituye un proyecto de país que repercutirá también en importantes beneficios para L’Hospitalet, como son el soterramiento y cubrimiento de la Granvia, la mejora de la conectividad entre los equipamientos sanitarios, el incremento de espacios libres y zonas verdes, el mantenimiento del entorno natural de Cal Trabal o la mejora de las conexiones de la ciudad con el corredor fluvial del Llobregat.

El nuevo PDU, que está redactado por el Departament de Territori y Políticas digitales y por el Consorci para la reforma de la Granvia -entidad participada por el Ayuntamiento de L’Hospitalet y la Generalitat de Catalunya-, supondrá también un fuerte impacto económico sobre el PIB catalán, así como sobre el mercado de trabajo, con unas previsiones iniciales de 28.000 puestos de trabajo directos sobre el territorio. A partir de ahora, el nuevo PDU Biopol-Granvia continuará su tramitación administrativa que se orienta hacia la aprobación inicial prevista en el último trimestre de 2022.